Días para saborear la música y el teatro en la villa. Desde el pasado jueves se vienen realizando una serie de actividades relacionadas con el arte. El punto fuerte vino el viernes con la actuación de la pareja que forma Ruben Hinojosa, director del grupo de teatro frailero La Sal de la Vida, y Mónica Ayén. Yo me bajo en la próxima, ¿y usted?, es una adaptación de la original, de Adolfo Marsillach, recreada con pasión por los jóvenes artistas. La obra reunió a una gran cantidad de gente llamada por el buen hacer de Hinojosa, que tiene “enamorado” al municipio frailero con el grupo de teatro La Sal de la Vida.

Además del teatro, la música también ha estado presente este fin de semana con la segunda edición del Concierto en Plaza que, esta vez, se ha celebrado junto a la ermita de San Antonio. Otra forma de dinamizar los barrios del pueblo.

Por otro lado, y siguiendo con la música, los niños y niñas de la Banda Municipal de Música acompañaron a la Vírgen de las Angustias en su procesión por las calles de Frailes. Después del parón del verano, la banda a vuelto a demostrar su calidad y buen hacer del grupo de jóvenes que llenos de entusiasmo siguen trabajando para sacar adelante este proyecto.

Esta tarde se ha completado la lista de eventos culturales con un taller de teatro para niños y mayores. El séptimo arte que más se ha puesto de moda en los últimos tiempos en la villa de Frailes.